Extractor de BHO Honey Bee

Extractor de BHO Honey Bee

Honey Bee es un aparato de extracción de resina usando como disolvente el gas butano. Se trata de un producto sencillo pero eficaz ideal para poder realizar pequeñas extracciones de aceite de marihuana nuestras variedades preferidas.

Composición de Honey Bee

Este pequeño y curioso aparato extractor de aceite de marihuana se basa en un cuerpo cilíndrico con un tamaño de 14 cm de largo por 3.5 cm de ancho. Este cilindro está realizado en material plástico. Por un extremo encontramos el orificio por donde conectaremos la botella de gas para que pueda fluir con facilidad y por el otro extremo será el lugar donde vaya enroscado el tapón. Este tapón está agujereado obteniendo cinco orificios de salida distintos para evitar una sola salida de gas para que no haya un exceso de presión que pueda conllevar cualquier tipo de riesgo.

En el interior del aparato extractor de BHO encontraremos unos filtros de papel ideales para realizar las funciones de filtro. El micraje del filtro es inferior a las 50 mc asegurándonos que no pasa ningún tipo de materia vegetal y aprovechando al mismo tiempo los mejores tricomas junto con los terpenos aromáticos que se encuentran en estos tipos de extracciones.

Materiales para realizar BHO

Como utilizar el extractor de aceite Honey Bee

En primer lugar y antes de utilizar el extractor deberemos tener claros todos los elementos necesarios para poder disfrutar del proceso sin percances.

Los materiales básicos son:

  • Extractor Honey Bee
  • Gas Colibrí o Atomic 0% impurezas
  • Recipiente de pírex y otro recipiente más, para realizar el baño maría.
  • Rasqueta de silicona o cuchilla de acero inox.
  • Recipiente o papel de cocina para guardar la extracción.
  • Manopla de cocina aislante para no congelarse la mano que sustenta el extractor durante el proceso.

Honey Bee lleno para su uso

Tras obtener todos los materiales procederemos en primer lugar en rellenar el Honey Bee con  la materia vegetal previamente congelada y triturada durante mínimo de 12-24h para facilitar la extracción de la resina.

En el libro, La biblia del cultivador médico de Jorge Cervantes, el cual recomendamos, hay mucha información relacionada con las extracciones de resina, es una buena herramienta para profundizar en el cultivo y las extracciones de marihuana.

Una vez rellenado el cilindro con la yerba y habiendo presionado un poco pero sin excederse (que fluya el gas con facilidad) pondremos el tapón con rosca teniendo en cuenta de haber puesto previamente el filtro de papel en el tapón y siempre por la parte interior. De esta manera nos aseguramos que el flujo de gas pase por el filtro antes de salir al exterior evitando cualquier tipo de filtración de materia orgánica.

Rellenando con gas el Honey Bee

Pasada la primera parte de la preparación de la extracción con el Honey Bee nos queda añadir el gas hasta observar que este empieza a salir por los agujeros. En este caso podemos proceder de dos maneras distintas.

La primera de las maneras se basa en parar de poner gas justo cuanto observamos que empieza a salir por los agujeros del tapón. Tras un minuto o dos de espera el gas habrá tenido tiempo a congelar el máximo número de tricomas para poderlos arrastrar posteriormente con más facilidad.

Una vez acabada la espera del par de minutos procedemos a verter el gas restante de la botella al aparato extractor Honey Bee hasta que se vacíe todo el gas por completo. Cabe destacar que cuando vayamos a realizar este proceso el tapón deberá de estar mirando siempre hacia abajo apuntando al pírex sin llegar a tocar el cristal para poder repartir bien el gas y facilitar su posterior evaporación.

La segunda de las opciones es vaciar directamente la botella de gas al Honey Bee. Si se tiene la materia orgánica previamente congelada no habrá mucha diferencia entre las cantidades a obtener las cuales suelen oscilar entre un 9 y un 12% de retorno. Cabe decir que si se utilizan cogollos de calidad para realizar las extracciones de resina, los retornos son más elevados, pueden llegar incluso al 18-20% de retorno y de mejor calidad pues la carga terpénica que contienen los cogollos es mayor que la que hay en las hojas.

Ahora queda solo realizar la purga, esta se puede realizar de distintas maneras, como por ejemplo; la más sencilla pero más larga es dejar evaporar el gas en el pírex durante unos 15 días tras los cuales el BHO estará listo y limpio de impurezas para su uso. Otro modo no más complicado pero que si se requiere de más aparatos es mediante la purga al vacío. En este caso necesitaríamos una desecadora al vacío, un

Extrayendo el BHO con Honey Bee

compresor para hacer el vacío y los cables que conectan a ambos mecanismos de extracción.

Consejos importantes para una extracción segura de BHO

  1. Materiales limpios y en buen estado.
  2. Realizar la extracción en un lugar abierto para evitar concentraciones de gas.
  3. No encender llamas, no realizar chispa, no fumar, evitar puntos calientes de fácil ignición, etc.
  4. No inhalar los vapores resultantes de la extracción.
  5. No abrir el aparato extractor hasta pasar mínimo 1 minuto como plazo de seguridad.

Cabe destacar que el resultado final es excelente como podéis ver en estas imágenes. La cantidad extraída es suficiente como para poder realizar

Inicio proceso de purga del gas

Inicio proceso de purga del gas

unas catas de las plantas favoritas de una manera sencilla y eficaz ya sea mediante Bubblers o vaporizadores. Así pues se ha acabado el desechar todos los restos tales como hojas pequeñas con resina, pequeños cogollos no compactos o no del todo maduros, etc.

Ahora pasaremos a aprovechar todos los restos para de una manera autónoma obtener uno de los mejores manjares cannabicos que existen en la actualidad.

 

 

BHO HeadShop

BHO HeadShop

 

Resultado obtenido con Honey Bee

Resultado obtenido con Honey Bee